Fleur de mai

Partout, j’ai cherché moi-même,
partout, j’ai rencontré la vision,
mais c’est ici que je commence à voir.

J’ai marché longtemps, toute seule,
jusqu’a voir la fleur de mai
ecrassée sous mes neiges eternelles.

La neige se dissout, elle coule,
je renais, oui, je renais.

Dans la lumière d’un nouveau jour,
je renais dans une nouvelle peau,
dans un nouveau battement.

Fleur de mai, elle renaît
et c’est une nouvelle odeur.

C’est l’odeur de ton jardin
où je me suis promenée.

Por todas partes me he buscado a mí misma,
por todas partes he encontrado una visión,
pero es aquí donde comienzo a ver.

He caminado mucho tiempo, sola,
hasta ver la flor de mayo
asfixiada en mis nieves eternas.

Y es ahora, cuando la nieve se disuelve, fluye,
cuando yo renazco, sí, renazco.

Con la primera luz de un nuevo día,
yo renazco en una nueva piel,
en un nuevo latido.

Flor de mayo, ella renace,
y es un nuevo olor.

El olor de tu jardín,
donde yo he paseado.

Fotos: Hugo González Granda 

Etiquetas de este artículo
More from Isabella Del Monte

La eterna cosecha de Neil Young

Con su melena despeinada cada vez más blanca y un físico robusto,...
Leer más

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *